Propel Business Intelligence surgió ante la necesidad que tienen los dueños de negocios de medir el consumo de sus productos. Con esto en mente, Carlos Díaz y su socio Carlos Frontera dejaron sus empleos para desarrollar su empresa, después de más de una década en la industria de ventas y distribución al detal.

 “Crear esta compañía fue un reto porque el ambiente económico no está para dejar un trabajo y empezar una aventura, pero la oportunidad estaba ahí. Durante los primeros años mantuve mi empleo y trabajaba en las tardes, noches y fines de semana con el nuevo negocio. En mayo de 2015 decidí dedicarme de lleno a la empresa”, manifiesta Díaz.

Propel Business Intelligence desarrolla aplicaciones a la medida para plataformas móviles que le permiten a los dueños de establecimientos, manufactureros o distribuidores de productos descubrir las nuevas tendencias del mercado al detal y, a su vez, conocer los índices de rendimiento.

“El que vende productos al detal tiene que monitorear su tienda para tomar decisiones. Para el comerciante es importante saber cómo se comportan sus productos, cuál es el precio más conveniente para el consumidor, saber si sus estrategias son efectivas y delinear cómo enfrentar mejor a la competencia”, asegura Díaz.

“Nuestra propuesta es apoyar al comercio a tomar mejores decisiones, definir sus metas, objetivos y estrategias. El dueño de una marca, el que diseña un producto y quien lo vende quiere saber cómo está el desempeño de ese producto en la calle. Ahora, podemos obtener esa información a través de la tecnología. Ayudamos al comercio con aplicaciones móviles que miden el desempeño de los productos de individuos y equipos de venta”, señala.

Como parte de esta travesía empresarial los socios solicitaron financiamiento a través de StartUp Popular, una iniciativa de Banco Popular que incluye coaching empresarial, libre de costo, por la vida del préstamo.

“Conocimos de StartUp Popular durante una exposición de negocios en la que visitamos el mostrador del Programa. Luego llenamos la solicitud que enviamos por correo electrónico. En poco tiempo nos llamó una Oficial del Banco, quien nos visitó en nuestras antiguas oficinas en Santurce”, narra Díaz.

Cuenta que desde ese primer momento el apoyo de Popular ha sido bueno y constante. “A través de StartUp Popular obtuvimos una línea de crédito que nos permitió estructurar los pagos a tiempo. Además, ha sido importante para nosotros poder interactuar con otros dueños de negocio como parte de los eventos de conexión que coordina Bando Popular”, puntualiza.

Si tú o alguien que conoces tiene un negocio con dos dos años o menos de creación, coméntale sobre los servicios de financiamiento1 de StartUp Popular. Aprovecha, porque la fecha límite de la segunda convocatoria vence el miércoles, 31 de agosto. Para más información, visita: www.startup.popular.com.

 

1Sujeto a aprobación de crédito